Historia de las Obras Sociales del Santo Hermano Pedro, una obra de amor y caridad

La Asociación Obras Sociales del Hermano Pedro, es una institución católica, no lucrativa, promovida y dirigida por los frailes franciscanos menores de la Provincia Nuestra Señora de Guadalupe en Centroamérica, Panamá y la fundación “La Santa Cruz” en Haití, y que tiene por objetivo dar atención a gente de escasos recursos poniendo especial énfasis en los más pobres entre los pobres.

Inició sus actividades bajo la dirección de Fray Guillermo Bonilla Carvajal. En 1981, por consejo y con la ayuda del Padre Augusto Ramirez Monasterio, se fundó el “Grupo Tenerife”, un grupo de jóvenes con problemas de adicción a quienes Fray Guillermo había acercado al Señor y que le habían ayudado en cuidar de la anciana enferma de el Calvario. Fue llamado “Grupo Tenerife” en homenaje a la ciudad natal del Santo Hermano Pedro.  Ésto fomentó aún más, en el grupo y en el fraile, el deseo de hacer más, por lo que comenzaron a hacer retiros espirituales y reuniones de formación. Continuaron en el servicio a los enfermos y repartiendo víveres a las personas más necesitadas de los lugares más cercanos.  Las familias corrían la voz, acerca de la labor del fraile y de su grupo, por lo consiguiente más personas solicitaban ayuda.

Fray Guillermo y el grupo de jóvenes solían recaudar insumos y dinero colocando cajas en la iglesia. También iban al mercado a pedir verduras.  Fray Guillermo, incluso, compró y vendió matas de rosas y violetas para comprar alimentos, medicina y ropa para darle a los que lo necesitaban.

Es a través de esta experiencia que comienza a crecer en el corazón de Fray Guillermo el deseo de abrir una “Casa para Convalecientes”, para ayudar a enfermos egresados del hospital nacional que no podían sostenerse durante su convalecencia. Después, con la ayuda de las Hermanas de la Orden de San Vicente de Paul y señoras de la comunidad, incluyendo a Natalia García Viuda de Cuevas, se comienza a recaudar fondos para lograr inaugurar la casa para convalecientes.

“Acudían a las casas de personas pudientes para que le socorrieran en las necesidades de los niños o de los padres de los niños, en su mayoría muy pobrecitos, alcanzándoles también a los ricos muchas bendiciones del cielo por medio de caridades que hacían con su dinero”. (Natalia Vda. de Cuevas).

En 1982 se conforma un comité para fundar la Casa de Convalecientes Hermano Pedro, la cual es inaugurada en una casa alquilada el 16 de marzo de 1983 con 12 camas para los enfermos.

El 18 de Julio de ese año se solicita al señor Alcalde Municipal: la casa que ocupaba la Comunidad de Hermanos de la Caridad en el antiguo Hospital Pedro de Betancourt el cual había sido destruido por el terremoto de 1976, para poder trasladar allí la Casa de Convalecientes.

El 21 de Septiembre de mil novecientos ochenta y tres en el acta No 75-83 de la corporación municipal de la Antigua Guatemala aparece: “Se concede una parte, que se delimitará, para establecer allí la Casa de Convalecencia y servicio social, en donde se dará el último tratamiento de los enfermos que sean dados de alta en el Hospital Nacional  de esta Ciudad y otros que por alguna circunstancia económica o de higiene no puedan seguir su tratamiento o curación en su propia casa.” La reconstrucción del edificio era responsabilidad de los solicitantes.

Se efectuaron los trabajos de reconstrucción del área asignada y el 12 de Febrero de 1984 fueron trasladados los enfermos de la casa particular en donde se encontraban, y al día siguiente fue inaugurada la Casa de Convalecientes Hermano Pedro en el lugar que actualmente ocupa la Obra.

El 17 de Septiembre de 1984 se funda El Hogar Santa Maria Niña para niños minusválidos, básicamente niños con parálisis cerebral, hidrocefalia, Síndrome de Down, Espina bífida y parapléjicos.

El 7 de Noviembre de 1984 se funda el Hogar del Anciano Ciego para atender a ancianos ciegos desamparados.

En Enero de 1985 abre sus puertas el Hogar de Niños Huérfanos, en donde se cuida a niños sanos que han sido abandonados.

El 19 de Abril de 1985 se funda el Hogar del Hermano Inválido San Miguel Febres para dar atención a jóvenes  y adultos inválidos que carecen de medios para ser atendidos o por ser huérfanos o abandonados.

El 30 de Julio de 1985  se inician los trabajos de reconstrucción del resto del edificio.

El 16 de Octubre de 1985 abre sus puertas la Consulta Externa de las Obras Sociales del Hermano Pedro para dar asistencia medica a personas de escasos recursos.

El 2 de Agosto de 1986 se funda el Hogar para Niños Desnutridos.

El 26 de Agosto de 1986 se funda la Farmacia Externa para dar servicio a las personas de escasos recursos con medicamentos de calidad al menor precio posible.

En Septiembre de 1986 se instala la oficina de Trabajo Social.

En Enero de 1987 se crean  los Talleres Ocupacionales para capacitar a los pacientes

El 17 de Octubre de 1987 se inaugura  la panadería para los pacientes de las Obras y se construye una piscina para tratamiento de fisioterapia de los pacientes.

Ese mismo día  inicia sus actividades la clínica de Odontología,  la que actualmente desarrolla su actividad con odontólogos nacionales que dan cobertura a pacientes internos, y en jornadas con odontólogos extranjeros que atiende a pacientes de consulta externa e internos.

El 7 de Noviembre de 1987 se lleva a cabo la inauguración de la Escuela Especial Fray Tomas Zavaleta, la cual tiene como objetivo especial atender a los niños especiales con deficiencia mental fronteriza leve y moderada, y lograr su mejor desenvolvimiento social y además tener la oportunidad de orientar a los padres de familia para integrarles al trabajo educativo de sus hijos. Aquellos pacientes con capacidad intelectual se les integra a centros de enseñanza de la Antigua y en la actualidad ya hay personas que han obtenido un título y se han incorporado como trabajadores a las actividades de la Obra.

En Noviembre de 1987 se inicia la reconstrucción de la Iglesia de San Pedro de las Obras Sociales del Hermano Pedro.

El 15 de Julio de 1988 se publica el Acuerdo Gubernativo 526-88 por el cual se otorga Personería Jurídica a la Asociación Obras Sociales Hermano Pedro Padres Franciscanos

El 8 de Septiembre de 1988 se inauguro las salas del Hogar para Jóvenes Especiales y también el Laboratorio Clínico para prestar servicio no solo a los pacientes de las Obras sino a personas de escasos recursos que necesitan ese servicio.

El 7 de Febrero de 1990 se inauguro la Guardería para los hijos de las empleadas de las Obras Sociales del Hermano Pedro.

El 15 de Marzo de 1990 se inauguro el Proyecto de Recuperación Nutricional que en la actualidad da preferencia a niños desnutridos con labio leporino y paladar hendido con el fin de recuperarlos nutricionalmente, y posteriormente proceder a repárales quirúrgicamente su defecto congénito para reintegrarlos ya curados a sus familias. Estos niños tienen un seguimiento en su casa por seis meses en donde se les brinda un soporte nutricional.

El 29 de Septiembre de 1990 se inauguran las Clínicas de consultas externas de Especialidades. El objeto de estas clínicas es atender a los  pacientes internos y dar atención a  pacientes externos que no tienen acceso a médicos especialistas por falta de recursos económicos.

El 15 de Febrero de 1992 se bendicen los primeros trabajos en el Hogar del Hermano Alcohólico y Drogadicto,  Renacer en Sumpango,

 En 1992 se inaugura el Centro de Diagnostico conformado por  un aparato de Rx. y un Electrocardiograma.

Ese mismo año se repara el área física de sala de operaciones

En 1994  bajo la dirección de Fray Giuseppe Contran se inician dos programas

  1. Programa de Oftalmología, completamente gratuito, orientado a la recuperación de la visión de aquellos pacientes que presentan disminución severa de la misma, por la presencia de cataratas, en quienes parte del proceso quirúrgico es la implantación de lentes. En la actualidad este programa realiza un promedio de 200 cirugías al mes y se realiza durante 11 meses y ha ampliado su cobertura realizando jornadas en comunidades rurales en donde lleva a cabo consultas y procedimientos quirúrgicos.
  1. Programa de Jornadas Quirúrgicas que se desarrollan con el apoyo de médicos nacionales y médicos e instituciones de países como Estados Unidos, Canadá, España, Italia y Alemania. En un principio las jornadas eran ocasionales y se realizaban un promedio de 15 operaciones a la semana. En la actualidad las Jornadas se realizan de manera constante durante 11 meses y se realiza un promedio de 98 intervenciones por semana. En estas jornadas se logra proporcionar a los pacientes cirugía de alta calidad utilizando tecnología moderna, solicitándoles una  donación que no cubre el costo real de la misma, y que en ningún caso la falta de la misma  será obstáculo para su realización.

Estas jornadas prestan los siguientes servicios quirúrgicos:

CIRUGIA GENERAL Y PEDIATRICA,  GINECOLOGIA, ORTOPEDIA, OTORRINOLARINGOLOGIA, CIRUGIA PLASTICA, UROLOGIA Y CIRUGIA VASCULAR.

Es importante resaltar que en varias de estas jornadas se utilizan prótesis y aparatos, para reemplazos articulares y aparatos de audición, de un alto precio que son donados por los grupos y que no tiene ningún costo para el paciente;  igualmente se les facilitan, muletas, andadores y órtesis  cuando el caso lo amerita.

Con el objeto de servir a los más pobres, se organizan equipos médicos integrados en su mayoría por médicos extranjeros que realizan jornadas en áreas rurales marginales y se establece relación con instituciones de salud que se dedican a atender personas de esas regiones para ofrecerles servicios quirúrgicos.

Esto creó la necesidad de contar con un hogar temporal, y es así como en el año 2003 se inaugura “Casa de Fe” construida por Faith in Practice en un sitio cedido en usufructo por la municipalidad de la Antigua y que da albergue y comida a los pacientes y familiares que acuden de regiones remotas para que allí permanezcan previo a, durante y después de su cirugía.

La reconstrucción del edificio no ha parado desde que le fuera asignado a la Obra y es así como en Enero de 2004 se lleva a cabo la primer remodelación del Centro de Diagnóstico y se bendice el equipo nuevo del mismo, consistente en un aparato de Rayos X., un Ultrasonido y un Electrocardiograma. En esa misma fecha se inauguran las nuevas salas de consulta de médicos especialistas que desde entonces albergan las evaluaciones que se realizan previo a cada jornada quirúrgica.

En Diciembre de 2004 se iniciaron los trabajos de remodelación y ampliación de sala de operaciones,  en cuya planificación y ejecución participaron arquitectos nacionales y extranjeros, una firma de arquitectos de Houston, con amplia experiencia en lo referente a la construcción de hospitales. Se finalizó el proyecto en junio de  2005.  Cuenta con equipo moderno, que la hace una de las mejores salas de operaciones de Centro América y permitió ampliar la cobertura quirúrgica.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s